Amarres de Amor, Magia Blanca, Hechizos, recuperación de pareja
 
ÍndiceBuscarPublicacionesFAQRegistrarseConectarse
Últimos temas
» como saber si vas en la dirección correcta BY Javi Sanjuan
por javi Ayer a las 16:10

» La conspiración de los Cinco Lòpez
por gerundio Ayer a las 11:29

» Hechizos por a dinero
por gerundio Ayer a las 10:25

» Adivinación con osos
por gerundio Ayer a las 09:48

» Hechizos para que se otorgue mano de pollica
por gerundio Lun Sep 17 2018, 11:25

» La conspiraciòn ,,aitta tetuan ,,
por gerundio Lun Sep 17 2018, 10:42

» Adivinar con cocos a la Biawe
por gerundio Lun Sep 17 2018, 10:19

» Hechizos mortuorios aymara sobre las tumbas
por gerundio Dom Sep 16 2018, 10:54

» La casa de los 7 tejados
por gerundio Dom Sep 16 2018, 10:00

» Adivinación africana central
por gerundio Dom Sep 16 2018, 09:33

» adivinar en el bosque
por gerundio Sáb Sep 15 2018, 11:59

» Hechizos mortuorios por a menores por los ritos siniestros tarapacá
por gerundio Sáb Sep 15 2018, 11:19

Comparte | 
 

 ZEUS, el Gran Amante

Ir abajo 
AutorMensaje
Nemesis
CO-CREADOR@
CO-CREADOR@
avatar

Desde : 09/01/2009
He aportado : 24727

MensajeTema: ZEUS, el Gran Amante   Lun Abr 28 2014, 21:27

Zeus es sin lugar a dudas el gran seductor del Olimpo, el más grande. Padre de dioses y hombres, es el protagonista de mil historias de amor y deseo, razón por la cual solo podemos elegir algunas a través de las cuales seguiremos la trama dorada que entretejen los diversos amores, y que nos dejará la clara sensación de que nuestro vecino, el mismo que vemos todos los días, puede ser sin dudas, por una infinidad de razones que ya conocerán, uno de los tantos hijos del sempiterno dios.

“ Los amores demasiado violentos no
conceden a los hombres, ni buena
fama, ni virtud. Pero, si Cipris se
presenta con medida, ninguna otra
deidad es tan agradable”
Medea, Eurípides


Entre los amores de Zeus encontramos uniones divinas, y humanas; en todas ellas derrama el dios su divina simiente, por lo tanto de todas obtuvo descendencia.

Siempre elegante, siente que presentarse ante la amada en todo su esplendor repartiendo rayos y tempestades es una total grosería, por eso no repara en adoptar las formas que más divinas le parecen para acercarse a sus amadas: lluvia de oro, un cisne, un toro blanco, un falso sátiro, un marido ausente o una serpiente, todo es “lo más divino”. Cuando el dios desciende del Olimpo para honrar a una mujer, lo hace sin muestras de su poder, prefiere exponerse a Eros sin armas, Zeus se abandona a sus fuerzas.

Zeus es quien le da nombre a Dios, ya que los latinos no podían pronunciar exactamente el vocablo Theus; decían deus, y así llegamos a dios. En un principio nuestro Zeus era Luz, Cielo, y Rayo, pero la evolución histórica hizo que los dioses fueran dejando de lado su significado cósmico. Homero lo presenta en la plenitud de su reinado sobre dioses y mortales; simboliza en su soberanía la energía de las tormentas, la lluvia, el rayo, pero al mismo tiempo como supremo soberano de dioses y hombres personifica, el equilibrio y la armonía, el orden y la justicia. Sobre lo único que no tiene poder es sobre Anankhe, (la necesidad), es decir, los Hados, aquello que necesariamente va a ocurrir. El mismo dios esta sometido a ello y es su interprete. Pero sobre todo Zeus encarna el cosmos, las leyes cósmicas son sus pensamientos. El cosmos funciona, entonces, según el pensamiento de Zeus. Aun con todo este trabajo, resulta imposible sosegar su infinita capacidad de amar, y tampoco leimporta.


Esposas Divinas:

1) Metis

A nadie se le puede ocurrir que un dios sea casto y soltero, por supuesto. Los dioses son perfectos, tienen todo lo humano pero en un nivel de excelencia. Por lo tanto, Zeus buscó esposa y encontró varias. La primera de ellas fue Metis, hija de Océano. Pero ocurría que la doncella no quería ceder a los requerimientos de su divino cónyuge. Así para escapar del dios, tomo muchas formas distintas. En uno de estos cambios, Metis logra escaparen el momento en que Zeus estaba a punto de honrarla con su simiente. Justo en ese instante, Metis se separa del dios y el esperma divino se derrama en el espacio, donde conforma “la Vía Láctea”, taly como sabemos que existe(1).

Finalmente el dios salió airoso, amó a Metis y ésta, tal como debe ser, quedo embarazada…Y aquí comienza a tejerse la trama de la leyenda dorada: Gea, la abuelita de Zeus, le advirtió que sí Metis paría una hija mujer, luego engendraría un hijo varón que lo destronaría. Así, al mayor estilo de su padre Cronos, Zeus se tragó a su esposa(2).

Metis, una artimaña, por eso su poder de metamorfosis. Simboliza la prudencia y, en el mal sentido, la perfidia. También la astucia. La capacidad de anticiparse a lo que sucederá, con la sola virtud del pensamiento. Y es sobre todo la dudosa capacidad femenina para elucubrar en la soledad de la mente…

Otra versión nos cuenta que ante la advertencia de Gea, Zeus decidió incorporar a Metis. Conociendo la capacidad de esta para metamorfosearse, comienzó a desafiarla con un interrogatorio sobre cuantas formas puede tomar:

-¿Puedes convertirte en una gota de agua?- Preguntó el dios.

-Por supuesto – respondió Metis airada

-!Demuéstralo!- Desafió Zeus

Y en el momento en que su esposa se transformó en una gota de agua Zeus se la tragó. Tener a Metis era incorporar esa astucia que le permite desbaratar de antemano los planes del enemigo y triunfar sobre él.

Metis se encontró entonces en el vientre de su esposo. Zeus aulló de dolor, la cabeza se hinchó como el vientre. Prometeo, o Hefestos según otros, se acercó a ayudarlo y, ante la orden de Zeus, partió su cráneo de un hachazo, del cual salió una muchacha. Había nacido Atenea, hija de Metis y Zeus.

Cuenta la historia que, llegado el momento del parto, Zeus ,con un fuerte grito que sacudió la tierra, encrespó el mar e hizo temblar a las montañas. Nació, pues, una niña armada de la cabeza a los pies, casco, lanza, escudo y coraza, de oro para algunos y de bronce para otros. Atenea la diosa de la inteligencia estaba en el mundo. Desde este momento toda la astucia se concentró en Zeus. Quedó resuelto el orden cósmico al devorar a su esposa, la tan deseada Metis, Zeus la incorpora. Ahora más que nunca es el dios absoluto, un soberano lleno de prudencia.


2) Temis.

Nuevamente, Zeus busca esposa y encuentra a Temis, una hija de Urano y Gea, por ende, su tía. Temis personifica la ley. Y con ella tuvo varios hijos, a saber: Las Horas, que tienen una doble faz, como diosas cósmicas y como diosas del orden que presiden el orden social, ylas Moiras, (los hados), que son los agentes del destino.

Esta boda de Zeus representa la encarnación del orden eterno. La Ley. Todo lo cual tiene un valor simbólico: Zeus, el dios omnipotente, puede estar sometido a los destinos, a la ley cósmica.

Y en tanto éste orden cósmico se iba consolidando, Zeus tuvo tiempo para amar a Mnemosine, con quien en nueve noches de amor concibió a las nueve musas.


3) La boda sagrada. Hera.

Hera es la tercera esposa legal de Zeus y la que, a pesar de todo, conserva hasta el día de hoy. Es la más grande de las diosas olímpicas. Es la mayor de las hijas de Cronos y Rea, y hermana de Zeus. Se dice que fue criada por Océano y Tetis en los confines del mundo, allí la había confiado su madre, en el tiempo de laGran Guerra en la que triunfó el joven Zeus.

El amor de Zeus y Hera distaba mucho en el tiempo, antes de la boda. Se habían unido en secreto, cuando su padre Zeus aún reinaba. Según Homero, estos dos niños no tardaron en descubrir el amor clandestino, “se unieron en el lecho a espaldas de sus padres”, que dicho sea de paso, también eran hermanos. Zeus hizo el amor con Hera durante 300 años antes de la boda formal. Su lecho oculto era el río Imbraso. Sin fatigarse jamás, el mundo les era ajeno. Zeus aún no lo gobernaba durante esta desaforada infancia amorosa, tal vez fue el único momento de la relación en que Zeus le fue fiel. La boda sagrada se celebró, según algunos, en el“ Jardín de las Hespérides”, el lugar de la eterna primavera. Pero según Homero se celebraron en la cumbre del Ida o bien en la cumbre del Gargaro. Según la costumbre del dios, duraron nueve días con sus noches. La tierra hizo crecer para la ocasión un tapiz de flores espeso y blando que los elevó del piso, un lecho artificial que fue rodeado por una nube dorada para preservar la unión de los ojos ajenos.

El lecho era el centro del culto de Hera, y para ella misma el lugar primordial, “el sagrado recinto de la devoción erótica”. El Heraion, cerca de Argos, era el santuario de Hera más importante. Se podía ver sobre una tabla votiva la imagen de Hera, su boca se cerraba amorosamente en torno del falo erguido de Zeus. Solamente Hera permitió en su santuario una imagen que la representaba en una situación máxima.
Volver arriba Ir abajo
Nemesis
CO-CREADOR@
CO-CREADOR@
avatar

Desde : 09/01/2009
He aportado : 24727

MensajeTema: Re: ZEUS, el Gran Amante   Lun Abr 28 2014, 21:28

AMANTES MORTALES


El rapto de doncellas parece ser una afición de los dioses. Los grupos de jóvenes paseando o juntando flores es algo irresistibles para ellos.

Y es así como se encontraba Europa: junto a sus amigas estaba juntando flores cuando de pronto se vieron cercadas por una manada de toros. Entre ellos uno sobresalía del resto, era blanco inmaculado, deslumbrante, de aspecto manso y lucía un pequeño par de cuernos brillantes. Europa venció el miedo del principio y se fue acercando poco a poco hasta ofrecerle en el hocico su ramo de flores. El toro actuó como un cachorro, se revolcó en el césped gimiendo de alegría; entonces, cuando se puso de pie, Europa se atrevió a montarlo. Eros actuó y colocó a la doncella sobre Zeus. El toro paseó con Europa en el lomo, se acercó lentamente a la playa, se acercó al agua. En ese mismo instante se convirtió en un animal fuerte que se enfrentó a las olas con Europa en su lomo.
Otra versión nos dice que el toro que se presentó ante la doncella era rubio, con una mancha blanca en la frente, y que emanaba de su cuerpo un exquisito perfume que anulaba al de las flores. Se detuvo ante Europa y mansamente comenzó a lamerle el cuello. La princesa se animó a tocarlo, lo acarició mientras le limpiaba la abundante baba que salía de la boca del animal. El toro se arrodilló ofreciéndole la grupa a la doncella. Ella no dudó y, en cuanto lo monta, el toro se lanza al mar.

Por supuesto, el toro era Zeus.

Zeus y Europa arribaron a una isla llamada Creta en donde se unieron debajo de un vasto plátano. Luego Zeus desapareció. De esta unión nacieron Minos, Sarpedón y Radamatis.


2) Sémele

3) Alcmena

Era la bella esposa de Anfitrión. Este debió partir a una expedición. Un día antes de su regreso, Zeus adoptando la forma del rey, se unió en el lecho con la hermosa y deseada Alcmena, a quien había vigilado desde hacia tiempo. Hizo el dios que la noche durara tres días, prohibiéndole al sol que apareciera.

Cuando Anfitrión regresó, se sorprendió de que su esposa no estuviera tan efusiva como debiera, teniendo en cuenta su ausencia, y de que también conociese los detalles de su viaje. Consultó entonces a Tiresias, quien lo puso al tanto de sus problemas.

En tanto, Alcmena parió a dos gemelos que habían sido concebidos con una noche de intervalo: Heracles, hijo de Zeus, e Ificles, hijo de Anfitrión.

El rey ya había tomado la decisión de castigar a su esposa quemándola en la hoguera, pero Zeus envió una lluvia tan torrencial que extinguió por completo el fuego. Ante tan clara indirecta divina, Anfitrión no tuvo más remedio que perdonar la vida de su esposa Alcmena, que en realidad no había sido culpable en el simulacro de Zeus.

Tenemos que aclarar aquí el papel de Tiresias, quienparece ser el adivino oficial. Cuenta la historia que paseando un día por el monte Cileno, o por el Citerón, el joven Tiresias vio a dos serpientes copular. Tiresias separó a los animales; unos dicen que hirió a la hembra y otros que la mató. Sea como fuere, la consecuencia fue que Tiresias quedó convertido en mujer. Siete años más tarde, paseando por el mismo lugar, volvió a ver dos serpientes copulando y actuó de la misma manera, en el acto recupero su sexo masculino.

En una de las tantas disputas de Zeus y Hera, en este caso sobre quién obtenía mayor placer durante la unión sexual, fue consultado, puesto que él había tenido los dos sexos. Tiresias dijo que si el goce podía tener 10 partes, una correspondía al hombre y las otras nueve a la mujer. Hera, enfurecida al ver descubierto su secreto -o el secreto femenino- lo encegueció. Pero Zeus en compensación le otorgó el don de profecía y el privilegio de una larga vida, siete generaciones humanas...

4) Dánae:

Era la hija de Acrisio, rey de Argos. El rey había consultado el oráculo para saber si concebiría hijos varones. El oráculo respondió que quien tendría un hijo varón seria su hija Dánae y que este sería el causante de su muerte.

Acrisio asustado quiso impedir el cumplimiento del destino. Para ello hizo construir una cámara subterránea de bronce en la que recluyo a Dánae. Pese a estas precauciones, la princesa dio a luz un niño, Perseo. El padre fue Zeus que, transformado en lluvia de oro, su aparición más sutil, penetró en la habitación por una grieta del techo y sedujo a Dánae.

5) Leda.

Tal vez la aventura más conocida del dios. Leda era la esposa del rey Tindareo, situación que como hemos visto no amilanaba a Zeus. Mientras esta paseaba por el borde de un lago, Zeus se presentó en forma de Cisne, con el cual Leda entró en un juego; así Zeus la posee. Leda puso un huevo, tal vez dos. De ellos salieron Helena y Cástor y del otro Clitenmestra y Pólux. Se dice que Zeus tuvo con Leda tan solo media noche de amor.

http://www.larevelacion.com/Mitologia/ZeusII.html
Volver arriba Ir abajo
 
ZEUS, el Gran Amante
Volver arriba 
Página 1 de 1.

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
Amarres de Amor, Magia Blanca, Hechizos, recuperación de pareja :: MAGIA BLANCA, ENERGÍAS, PARANORMAL :: ENIGMAS :: MITOLOGIA-
Cambiar a: